Un 36% de los colombianos confían en que sus ingresos aumentarán en los próximos 12 meses

0
25

Durante el último semestre del año se ha evidenciado el impacto de la situación global en la economía local: un alza del dólar sin precedentes y una inflación que no para de crecer son aspectos que han afectado el bolsillo de los colombianos. Esta realidad no ha dejado tampoco de impactar el índice de ánimo inversionista.

De esta manera, tyba, la plataforma digital que funciona como un canal de inversión y que busca principalmente democratizar el acceso a las inversiones de una manera digital y simple, pública la segunda edición del Índice de Ánimo Inversionista, un estudio que pretende convertirse en una fuente de información confiable que permita conocer y comprender la afinidad de las personas hacia las inversiones.

Para el desarrollo de esta investigación se tuvo en cuenta la opinión de 6.029 personas encuestadas distribuidos en los 3 países: Colombia, Perú y Chile.

“Teniendo claro el objetivo de tyba, el cual es democratizar las inversiones y la educación financiera para poder ayudar a mejorar la calidad de vida de las personas, decidimos llevar a cabo, por segundo año consecutivo, este estudio, para identificar cómo está el “ánimo inversionista” con respecto al año anterior en los tres países donde tenemos presencia, y tener un panorama más claro sobre variables de intención, confianza, conocimiento y tenencia de alternativas de inversión”, señala Valdemaro Mendoza, CEO y cofundador de tyba.

Dentro del índice, lo primero que se evidencia es que el ánimo inversionista en Colombia presentó una ligera caída, pasando de 45 a 43 en comparación con el año pasado. Este resultado se dio, principalmente, por un deterioro en el indicador 1 que compone el índice, el cual resume variables más perceptuales y actitudinales del análisis, el cual bajó de 48 a 41 puntos en el 2022.

Para el caso de Perú, el país mejoró en el índice, empatando a Colombia, ya que pasó de 40 en el 2021 a 43 en 2022. Mientras que Chile fue el país que presentó el mayor crecimiento en el índice, donde pasó de 43 a 49, ubicándose en el primer puesto entre los tres países analizados.

Pese a la ligera caída en el índice de ánimo inversionista de Colombia, este sigue siendo el más optimista con respecto a sus ingresos futuros, puesto que el 83% no cree que sus ingresos vayan a reducirse, incluso el 36% de los colombianos cree que van a aumentar en los próximos 12 meses. A lo anterior, se suma una mejor percepción acerca de realizar inversiones futuras, con un 37% de personas que dicen que es “Probable” o “Muy probable”. Mientras que para Perú y Chile esa probabilidad marcó 23% y 21%, respectivamente.

El 52% de los colombianos se reconoce en situaciones en las que es difícil construir un capital y, por segundo año consecutivo, mencionan que la situación financiera con la que más se identifican es: “Saliendo de deudas” (19%), seguido de “Ahorrando” (16%) y “Viviendo el día a día” (15%). La situación financiera con la que más se identifican este año en el Perú es “Ahorrando” (23%), mientras que en Chile es “Viviendo el día a día” (27%).

En esta segunda medición, la “Finca raíz” continúa siendo la opción de inversión más llamativa para los colombianos. “Evidenciamos que si tuvieran un capital disponible para invertir, lo pondrían a trabajar en finca raíz (33%), sin embargo, esta opción tuvo una importante caída frente al año pasado (2021: 45%). En segundo y tercer lugar, los colombianos destinarían su dinero para invertirlo en negocios (31%) y en productos financieros de inversión (25%) como acciones, FIC, bolsa y hasta en criptomonedas”, afirma el CEO de tyba.

El estudio también reveló que, este año, Colombia tiene el porcentaje más bajo de personas que “No ahorran” (13%), dato que se mantuvo sin variación con respecto al año pasado, mientras que en Perú y en Chile dicho porcentaje aumentó en ambos países (PE: 15% CH: 24%). Entre las principales razones por la cuál los ciudadanos de estos 3 países no ahorran son: no les alcanza el dinero, no cuentan con ingresos suficientes y primero pagan deudas.

Para el caso de Colombia, las “Entidades financieras” (39%) tradicionales siguen liderando los métodos de ahorro, pero han perdido terreno frente a las “Cuentas digitales” (35%). Adicionalmente,  “Guardar dinero en casa” perdió popularidad este año, lo cual indica que las personas están ahorrando menos en efectivo y más a través de otros métodos. Sin embargo, las mujeres (H: 24% vs. M: 33%) y los jóvenes (18 a 24: 31%, 25 a 34: 34% vs. 45 a 60: 23%) aún lo hacen en mayor medida.

Actualmente invertido

Para este año se redujo el porcentaje de colombianos que dicen no tener ningún tipo de inversión, pasando de 50% el año pasado a 42% este año. Pero baja la tenencia de productos financieros de inversión, mientras suben otras inversiones fuera de la banca tradicional, como “Negocios” y “Préstamos a terceros“, lo cual puede deberse a un dinamismo de pospandemia en la economía o aumento en la informalidad, según el tipo de negocio que sea.

No obstante, en esta segunda edición del Índice de Ánimo Inversionista, de los 3 países, Colombia es el que manifiesta tener más interés en adquirir productos financieros de inversión y se destacan las “Acciones internacionales” (R/No tengo pero me interesa: 53%), las “Criptomonedas” (47%) y las “Divisas” (47%). Aun así, las inversiones de este tipo con mayor penetración son los “Fondos de Pensiones Voluntarias” (FPV) (R/Sí tengo: 29%),  los “CDT” (18%), las “Divisas (18%) y las “Criptomonedas” (16%).

En cuanto al interés de Chile y Perú en productos financieros de inversión, se concentra en mayor medida en opciones más tradicionales como los depósitos a plazos (R/No tengo pero me interesa: CH: 48% PE: 49%) y las “Acciones internacionales” (CH: 45% PE: 50%) y “Fondos mutuos” (CH: 43% PE: 45%).

En relación a metas de inversión, de los tres países, Colombia se destaca por una actitud que prioriza el ocio en el corto plazo (metas de viaje y tecnología con mayor porcentaje de tenencia de esas metas a menos de 1 año), mientras que en Chile y Perú optan por anteponer “Anticiparse a situaciones inesperadas” en ese mismo periodo. Por este motivo, se puede intuir que, este año, tanto los peruanos como los chilenos, han sido más precavidos y cuidadosos con sus finanzas que en el 2021, cuando la meta más relevante en el corto plazo era “Viajar”.

Las redes sociales: principal fuente de información acerca de inversiones

Un resultado revelador del estudio, es que los amigos y la familia dejan de ser la principal fuente de información sobre finanzas personales, pues las redes sociales toman el liderato para aprender sobre inversiones y manejo del dinero en los 3 países. “Esto obedece, en parte, por el auge que ha habido en contenidos de educación financiera y de parte de los generadores de contenidos, aumentando en la adopción de las “Redes sociales” por la población adulta para aprender sobre finanzas (18 a 24 años: 40%, 25 a 34: 39%, 35 a 44: 36% vs. 45 a 60 años: 26%). Este mismo comportamiento se observa con los “Cursos online” y las “Apps”, explica Mendoza.

No obstante, las mujeres siguen acudiendo más a los familiares para informarse del tema (H: 28% vs. M: 33%), mientras que los hombres tienen preferencia por las “Apps” para educarse sobre estos temas (H: 32% vs. M: 25%).

“Sin duda, esta segunda edición del Índice de Ánimo Inversionista nos permitió evidenciar que pese a que Colombia cae ligeramente en la posición, empatando con Perú y ubicando a Chile como el país con el mejor ánimo inversionista, continúa siendo el país más optimista con respecto a sus ingresos futuros y con mejor percepción acerca de la probabilidad de hacer inversiones en el corto plazo, pese a estar viviendo un contexto macroeconómico menos favorable y con cierta incertidumbre en el contexto político”, concluye el CEO y cofundador de tyba.

Comments are closed.