Los micronegocios buscan soluciones de cobro digitales

0
31

La economía colombiana está impulsada principalmente por pequeñas y medianas empresas. Muchas de ellas unipersonales. Según cifras del Registro estadístico de relaciones laborales, realizado por el Dane, el 98,1% son microempresas, 1,4% son pequeñas empresas, 0,4% son medianas compañías, y solo el 0,1% están registradas como grandes empresas. Este panorama plantea enormes retos para varios sectores del país, entre ellos el financiero. 

 

La posibilidad de que empresas unipersonales puedan competir con sus pares no de mayor tamaño, sino solo un poco más grandes, pasa, entre otras cosas, por la condición de que accedan a los mismos canales de venta, sobre todo cuando se trata de medios digitales. Ante la tendencia a la caída del uso del efectivo, los métodos de pago digital son claves para estos pequeños negocios. 

 

Según el Informe de operaciones de la Superintendencia Financiera de Colombia, en 2021 se realizaron 11.160 millones de operaciones: 4.894 millones fueron monetarias y 6.265 millones fueron no monetarias. La telefonía móvil (21,3%), datáfonos (19,3%) y cajeros automáticos (15%) fueron los tres canales más usados para operaciones monetarias.

 

“La ampliación de los métodos de pago, producto de la digitalización, representa un reto en los países de la región. El desincentivo que hay en el uso del efectivo y la penetración que tienen las billeteras digitales entre la población hace que surjan nuevas necesidades como datáfonos o enlaces de pago online”, aseguró Natalia Ríos, Country Manager de Ualá en Colombia. 

 

La inserción de estas pequeñas empresas unipersonales en los métodos digitales les permite avanzar en la consolidación de su negocio. Es por esto que los productos y servicios que faciliten a pequeños emprendedores juegan un papel clave en el desarrollo emprendedor y comercial del país. 

 

Es el caso de Ualá Bis, el último lanzamiento de  Ualá en el país. Con él se accede al link de pago y al datáfono móvil, para que los emprendedores tengan a su alcance métodos de pago digitales y puedan recibir el dinero producto de las ventas en su cuenta Ualá inmediatamente. El datáfono móvil tiene tecnología contactless y lectura de chip de seguridad, mientras que el link de pago permite hacer cobros en cualquier lugar del mundo. 

 

“Que un vendedor de fruta, una vendedora de flores o una persona que está emprendiendo desde casa no puedan recibir pagos con tarjeta los hace menos competitivos frente a empresas que son solo un poco más grandes que ellos. Es nuestro deber como parte del sector financiero crear productos que suplan esa necesidad de vendedores y compradores”, agregó Maia Eliscovich, VP regional de Ualá Bis.

 

Existen opciones diferentes de productos que atienden tanto la necesidad de pago con tarjeta como la del enlace de pago. Sin embargo, algunos pequeños empresarios encuentran en ellos el problema de no recibir el dinero justo en el momento en el que se hace la compra, lo cual dificulta su operación diaria. 

 

De esta manera, mientras las transacciones digitales, hasta junio de este año, alcanzan a ser siete de cada diez en el país, la gran parte de la fuerza económica nacional busca soluciones que no descuiden los pagos con tarjeta pero que brinden también las opciones de pago en línea, para así mejorar el flujo de caja de sus negocios y empezar a consolidarse en la economía nacional. 

Comments are closed.