Industria 4.0 marca el rumbo de la construcción

0
50

Por Arquitecto Pedro Herrera, Gerente de TecAEC

                                                        

La tecnología crece a una velocidad increíble y con estos avances surgen nuevos métodos y herramientas que le permiten a las industrias ser más eficientes y productivas.

El sector de la construcción no se escapa a ese impacto. Así como antes se tenía que ir al río para lavar ropa, en la actualidad tenemos dispositivos inteligentes que automatizan ese proceso, precisamente esta característica es la que distingue a la  industria 4.0.

 

La industria 4.0 trae muchas ventajas y beneficios a la construcción; sin embargo, debemos mirar hacia las revoluciones industriales anteriores para comprender cómo hemos llegado hasta el nivel actual porque aplicar la automatización sin cumplir los requisitos de las revoluciones anteriores puede resultar en más problemas que soluciones.

Para lograr esa meta la solución Building Information Modeling (BIM), es la evolución de los procesos de trabajo de la construcción al aplicarse los avances tecnológicos en esta industria. La metodología BIM va de la mano de otros avances en investigación de eficiencia según como los métodos “lean” de gestión del trabajo, el objetivo finalmente es en realidad poder ocupar menos tiempo en tareas que aportan poco valor al producto y más tiempo en actividades que aportan mayores beneficios entendiendo que “el producto” es el resultado de cualquier actividad, en este caso, un proyecto de construcción.

Documentar es la clave

Iniciando con la documentación y estandarización de procesos, para lograr automatizar algo debemos conocer al detalle cada uno de los pasos, actividades y recursos que se requieren para generar un producto; por ejemplo, en la industria del automóvil ¿Cómo se pasó de producir 5 carros en una jornada laboral a fabricar  2 300 en el mismo tiempo?

En los últimos 50 años la industria del automóvil no ha dejado de innovar. La primera parte de esa evolución consistió en lograr documentar y estandarizar el proceso de ensamblaje de un auto lo que fue el factor clave a la hora de introducir robots a las líneas de producción. La innovación en esta industria es de tal magnitud que todo el proceso de producción, distribución y compra de autos se ha visto afectado.

En la industria de la construcción pasa lo mismo porque estamos en búsqueda de la eficiencia y el aumento de la productividad; BIM es una de las respuestas, sin embargo, solamente aplicar tecnología no es suficiente.

La industria de la construcción ha sido la última en darse innovar y llegados a estas alturas donde todas las demás industrias están alcanzando los máximos niveles de productividad y eficiencia, parece lógico solamente copiar lo que se ve y no lo que está detrás. Para aplicar BIM exitosamente no es suficiente saber qué se hace y cómo se hace, si no que debemos documentarlo y dejarlo por escrito ya que es la única manera de identificar y mejorar los puntos de perdida.

En el caso de TecAEC promovemos la innovación desde sus raíces y consideramos que más que adoptar la metodología BIM debemos realizar cambios integrales en nuestra forma de abordar los proyectos de construcción desde la planificación hasta su construcción y posterior demolición o renovación.

Comments are closed.