Estas son las principales tendencias del mundo del trabajo que marcarán la pauta en 2023

0
35

Muchos se preguntan cuáles han sido las lecciones aprendidas y qué depara el nuevo año para las empresas y los trabajadores. El retorno a la oficina vs. el trabajo híbrido y remoto, alineamiento de valores e interacciones significativas, son algunas de las tendencias que marcarán la pauta dentro del mundo del trabajo en 2023. 

 

En vísperas del año nuevo, expertos y analistas proyectan qué puede venir para las diversas industrias y mercados. En cuanto al futuro del trabajo en 2023, si bien aparecen algunas tendencias novedosas, otras ya conocidas que han ido marcando la pauta en los últimos años continuarán tomando fuerza en el año.

 

Una de ellas es el debate que todavía persiste entre algunas empresas y empleados sobre la conveniencia de implementar modelos de trabajo híbrido o remoto que le brinden mayor flexibilidad a la fuerza de trabajo, en contraposición al sonado retorno a las oficinas, que muchos empleadores prefieren por considerarlo asociado a una mayor productividad laboral.

 

Aunque algunos retornan a las oficinas, continúan afianzándose el trabajo híbrido y remoto

 

De acuerdo con cifras de Kastle Systems, una empresa dedicada a la fabricación de tarjetas de acceso para edificios de oficinas, 10 ciudades de Estados Unidos registraron durante 2022 un aumento en el retorno a las oficinas que alcanzó el 47.5% del nivel pre-pandémico que existía antes del año 2020. En Inglaterra, la firma de consultoría de bienes raíces Remit sostiene que a comienzos de septiembre de 2022 también se experimentó un incremento del retorno a las oficinas, aunque el aumento solo alcanzó el 31% de la capacidad de ocupación en el país.

 

“Si bien existen visiones encontradas sobre el trabajo híbrido y remoto, éste, que inició como una medida de contingencia durante la pandemia de COVID-19, ha sido ampliamente adoptado por la sociedad y seguirá fortaleciéndose como una tendencia predominante en 2023, dado que ya se ha visto que reporta beneficios en productividad, ahorro de gastos de oficinas y ofrece una mejor calidad de vida a los empleados”, dijo Lina María Correa, directora de Talent Solutions, marca de ManpowerGroup especializada en gestión del talento humano y soluciones de liderazgo.

 

Un reciente sondeo de 1.000 líderes empresariales realizado en Estados Unidos, arroja que si bien altos ejecutivos desean el retorno de sus empleados a la oficina, actualmente el 34% de las empresas encuestadas permiten arreglos de trabajo totalmente remotos, mientras que el 45% tiene una política híbrida y el 21% implementa turnos de tiempo completo en el sitio.

 

La persistencia de algunos gerentes empresariales de ver a los empleados de vuelta en las oficinas se sostiene sobre la percepción de que las interacciones en persona ayudan a promover una mejor y más sólida cultura corporativa, a establecer lazos más firmes entre empleados y hace más fácil para la gerencia monitorear la actividad y los niveles de productividad de los trabajadores.

 

No obstante, a medida que más generaciones jóvenes se unan a la fuerza laboral, más difícil será imponer el trabajo presencial, mucho menos cuando el trabajo híbrido y remoto continúan reportando ganancias medibles en productividad y mayores niveles de felicidad y satisfacción para los empleados.

 

Datos del Buró Nacional de Investigación Económica sostiene que el trabajo remoto incrementa la productividad en un 40%, ya que al no tener que emplear tiempo ni energía en traslados hasta el lugar de trabajo, los empleados trabajan más horas al día cuando lo hacen desde casa.  Asimismo, otro estudio del grupo de investigación Tracking Happiness, sostiene que el trabajo remoto aumenta la felicidad de los colaboradores en un 20%, y que el tráfico y los altos tiempos de viaje hasta una oficina disminuyen sistemáticamente los niveles de felicidad.

 

“Las investigaciones y las estadísticas arrojan que el trabajo en casa, en modalidades tanto de trabajo híbrido como trabajo remoto, no sólo seguirá siendo una tendencia fuerte en 2023, sumando cada vez más adeptos y empresas con pocas excepciones de trabajo exclusivamente presencial, sino que además terminará por convertirse en un estándar del mercado laboral, dada la marcada preferencia que existe por estos modelos dentro de la fuerza laboral ”, explicó la ejecutiva de Talent Solutions.

 

Valores en común: empleados y empresas alineados

 

En 2023, el alineamiento de valores como la equidad, el impacto social y la cultura en general, entre el talento humano y las organizaciones, será un impulsor de la atracción y retención de talento humano calificado, creativo y con liderazgo.

 

Por ejemplo, un estudio de McKinsey & Company encontró que los empleados tienen 5 veces más interés en trabajar para una compañía que emplea tiempo y recursos para comprender y medir su impacto en el mundo.

 

Esta tendencia también se ve reflejada en el reporte 2.0 de La Gran Dimisión, en el que un 86% de los 1.300 trabajadores y líderes de recursos humanos sondeados por Gloat Research Group, considera relevante que su trabajo esté alineado con sus propios valores y aspiraciones personales.

 

“El trabajo constituye una parte importante de nuestras vidas y cuando un empleado se identifica con la empresa para la que trabaja, eso le permite alcanzar niveles más altos de felicidad y trazar objetivos en conjunto a largo plazo”, afirmó Correa. 

 

Nuevas prioridades: interacciones significativas y bienestar

 

Los empleados ya no se conforman con tener un trabajo; hoy quieren adeḿas oportunidades, flexibilidad y propósito. En un entorno laboral crecientemente marcado por el trabajo híbrido y remoto, en el que cobran cada vez más importancia el propósito organizacional y la huella que deja la actividad laboral en el mundo, es importante comprender en qué medida las expectativas han cambiado y seguirán transformando el futuro del trabajo.

 

Más allá de si se trabaja en un modelo remoto, híbrido o presencial, las interacciones significativas entre grupos de trabajo y la alta gerencia continúan siendo esenciales para generar un sentimiento de pertenencia y empoderamiento en las personas que conforman a la organización, incluso cuando no se trata de interacciones presenciales.

 

Tomando en cuenta que la escasez de empleados calificados continúa y lo difícil que resulta hoy en día retener talento humano en las empresas, escuchar las preferencias de los empleados y generar esos vínculos mediante espacios de conversación informal y sesiones de coaching, enfocadas a la construcción de carrera, pueden ser elementos trascendentales en el futuro del trabajo.

 

Otra forma de solidificar vínculos entre la organización y sus colaboradores es apuntar a la expansión del bienestar de los empleados. “Hacer una inversión en el bienestar, programas de apoyo de salud mental, incorporar pausas activas a la jornada laboral y ofrecer días de desconexión tras finalizar períodos intensos de trabajo, son algunas de las formas de acompañar y premiar el compromiso de los trabajadores, y sin duda una tendencia del mundo laboral empresarial que seguirá ganando terreno en 2023 y hacia el futuro”, aseguró Correa.

Comments are closed.