spot_img
sábado, mayo 18, 2024
spot_img

Altos precios del combustible en Colombia: Desafíos y Estrategias para la Optimización

Autor

Categoria

Los altos precios del combustible están ejerciendo una presión notable sobre los bolsillos de individuos y empresas en Colombia. Factores como la inflación y el crecimiento global en la demanda de este recurso han elevado sus costos en el país por encima de los $15.500 pesos colombianos ($3.98 USD) en varias ciudades.

 

Este incremento está teniendo un impacto significativo en la gestión de flotas de transporte, convirtiéndose en uno de los mayores gastos operativos para vehículos comerciales y de transporte. La necesidad de controlar y reducir estos gastos se ha vuelto crucial para mantener la competitividad y la sostenibilidad financiera en un mercado cada vez más exigente.

 

Ante este desafío, Geotab, líder mundial en soluciones de transporte conectado, ofrece tres estrategias para optimizar el consumo de combustible sin comprometer la productividad de los vehículos.

 

1. Mantenimiento preventivo, base de la eficiencia

 

Aunque pueden parecer detalles menores, las rutinas de revisión tienen un impacto significativo en la optimización del rendimiento vehicular. Realizar cambios periódicos de aceite, por ejemplo, es fundamental. Con el tiempo, este fluido se deteriora y se contamina con impurezas, lo que aumenta la fricción entre los componentes internos del motor, exigiendo un mayor uso de combustible durante su operación.

 

Por otra parte, los neumáticos desempeñan un rol esencial en la eficiencia de combustible. Conducir con una presión de llantas inferior a la recomendada puede aumentar el consumo hasta un 25%. Por lo tanto, implementar programas de inspección y administración regular de las ruedas, incluyendo la revisión de la presión de aire, es indispensable para reducir costos a largo plazo.

 

Una flota en óptimas condiciones opera de manera más eficiente, reduciendo el desgaste prematuro y maximizando el rendimiento del combustible.

 

2. Conducción eco-responsable

 

Los hábitos de conducción también tienen un impacto directo en la eficiencia energética del vehículo. Mantener una velocidad constante, evitar aceleraciones y desaceleraciones bruscas y cortar el ralentí innecesario son prácticas fundamentales para reducir el consumo de combustible y los costos operativos.

 

Juan Cardona, AVP de Ventas Latinoamérica para Geotab, comenta: “La adopción de prácticas como el uso del freno motor, el aprovechamiento de la inercia en pendientes, evitar cargas innecesarias que aumenten el peso de la flota y una planificación adecuada de las rutas, contribuye de manera significativa al ahorro de combustible y a la disminución de recorridos sin valor añadido. La capacitación de los operadores en estas metodologías no solo potencia la eficiencia económica, sino que también reduce las huellas de carbono”.

 

3. Tecnología: la llave de la productividad

 

Diversas herramientas tecnológicas, como las ofrecidas por Geotab, están transformando la gestión del consumo de combustible. La telemática, que combina dispositivos de rastreo GPS con sistemas de monitoreo remoto, brinda una perspectiva detallada sobre el desempeño y los hábitos de manejo de los vehículos.

 

Esto permite una comprensión más profunda de los incidentes, apoyando en la identificación de prácticas de conducción riesgosas y facilitando la implementación de acciones correctivas específicas.

 

“Al fusionar la precisión de la telemática con la claridad de la video telemática, trazamos un camino hacia una gestión de flotas más segura, eficiente y sostenible, marcando la diferencia en el presente y definiendo el futuro del transporte”, concluye Juan Cardona, AVP de Ventas Latinoamérica para Geotab.

 

En conclusión, ante el desafío de los altos precios del combustible, adoptar estrategias de mantenimiento preventivo, conducción eco-responsable y el uso de tecnología puede marcar la diferencia en la eficiencia operativa y financiera de las flotas de transporte en Colombia.

Autor