spot_img
jueves, febrero 29, 2024
spot_img

Cómo las redes eléctricas puede aprovechar la digitalización en beneficio de la industria

Autor

Categoria

Originalmente diseñadas para un flujo unidireccional de electricidad, las redes eléctricas de los países desarrollados se están volviendo cada vez más complejas. A medida que ha aumentado la demanda de energía renovable, también lo ha hecho el número de recursos energéticos distribuidos (DER). Esta complejidad presenta un desafío único para las empresas de servicios públicos, ya que trabajan para equilibrar el suministro y la demanda de energía en medio de condiciones ambientales fluctuantes.

Según el informe Global Energy Perspective 2022 de McKinsey & Company, se espera que las inversiones en suministro y producción de energía se dupliquen para 2035, y que casi todo el crecimiento provenga de nuevas tecnologías de descarbonización.

Además, dada la jubilación de la fuerza laboral, puede haber escasez de mano de obra calificada, lo que obligará a las empresas a encontrar nuevas formas de transferir el conocimiento institucional y empoderar y capacitar a nuevos trabajadores.

Para superar estos desafíos, mejorar la rentabilidad y descarbonizar en el camino, los operadores de la red necesitarán herramientas digitales que mejoren y aumenten la eficiencia operativa.

Aumento de la resiliencia y la agilidad operativas

Con las tecnologías adecuadas, los operadores de la red pueden reducir las interrupciones no planificadas, obtener visibilidad en tiempo real de la capacidad de la red y mejorar la satisfacción del cliente. Con datos operativos más precisos y un proceso de ejecución basado en modelos, las empresas de transmisión y distribución pueden mejorar la eficiencia y confiabilidad, y estar mejor posicionadas para participar plenamente en la transición energética.

La regulación gubernamental y opinión pública obligan a las empresas de servicios públicos a ser más transparentes sobre cómo operan y cuáles son sus fuentes de energía. Las empresas de servicios públicos también deben cumplir con los objetivos ambientales, sociales y de gobernanza (ESG) y reducir sus emisiones contaminantes. Para lograr estos objetivos, las empresas de servicios públicos deberán actualizar los procesos antiguos y los activos. Al comprender las capacidades de la red, los operadores pueden optimizarla, hacerla más ágil y mejorar su eficiencia.

Para evitar que las líneas eléctricas se sobrecalienten, Energy Queensland utiliza clasificaciones para diferentes secciones de la red como un límite superior de la cantidad de energía que puede transportar cada sección. Ese enfoque funciona, pero en un entorno en constante cambio, una clasificación estática significa que existe una capacidad potencial no utilizada para el flujo de energía. A medida que la red se grava más con el flujo de energía bidireccional, se vuelve más crítico aprovechar esa capacidad no utilizada.

Empoderando a los trabajadores

Empoderar a su fuerza laboral es una de las mejores maneras para que el sector de las empresas de servicios públicos descarbonice y haga que sus operaciones sean más sostenibles. Las redes eléctricas a menudo abarcan grandes territorios e incluyen muchas ubicaciones remotas.

Al conectar digitalmente a los trabajadores a través de estas largas distancias entre sí y con los datos que necesitan, las empresas de servicios públicos pueden incentivar la innovación, reducir el costo de la curiosidad y aprovechar al máximo las fuerzas laborales que ya tienen, mientras ahorran en costos de transporte. Una fuerza laboral empoderada y energizada puede lograr ganancias de eficiencia impresionantes mientras mantiene las operaciones seguras.

DTE Energy es la duodécima empresa de servicios públicos más grande de los Estados Unidos y atiende a más de 2,2 millones de clientes en el estado de Michigan. Enfrentó desafíos para identificar y clasificar rápidamente los problemas con su red. Pero ahora utiliza AVEVA PI System para visualizar datos de sensores en tiempo real. Cuando los sensores muestran que algo anda mal, DTE envía notificaciones de alerta a sus operadores, tripulación y consumidores. Este sistema permite a los trabajadores de DTE responder de manera rápida y eficiente a problemas comunes, como la caída de árboles en las líneas eléctricas o fallas de equipos de rutina. Como resultado, la empresa de servicios públicos ha acortado los tiempos de interrupción en aproximadamente 500 000 minutos por año y ha aumentado la satisfacción del cliente, al mismo tiempo que reduce el tiempo que dedica a las patrullas

Descarbonizando la red

Con el fin de reacondicionar las operaciones para que sean más sostenibles y utilicen más fuentes de energía renovable, los operadores de la red a menudo necesitan realizar actualizaciones costosas en su infraestructura y capacidad. Para justificar estos gastos adicionales, los responsables de la toma de decisiones deben tener una forma de compartir el progreso demostrable de las empresas de servicios públicos con los clientes, los reguladores y las partes interesadas por igual. Ellos, a su vez, pueden aprovechar al máximo los incentivos y créditos asociados con el consumo de energía procedente de fuentes renovables. Cuando las empresas de servicios públicos pueden rastrear y compartir de forma segura los datos de abastecimiento de energía, sus clientes pueden beneficiarse de la información, lo que genera nuevos ingresos.

 

 

Autor